Últimas Noticias

SALUD: OMS polemiza sobre la inocuidad de la marihuana



GINEBRA, 19 feb 1998 (IPS)
- En discrepancia con una de las versiones de la canción mexicana que atribuía las dificultades para caminar de "La Cucaracha" a la falta de marihuana, la Organización Mundial de la Salud (OMS) resaltó hoy los daños psicomotores causados por la droga.

El cannabis perjudica el desempeño psicomotor en una amplia variedad de funciones, como la coordinación motora y la atención dividida. También afecta la capacidad de aprender y el proceso de asociación mental, dijo la OMS.

El uso de marihuana ocasiona diversos problemas de salud y el aumento de su consumo podría agravar la situación, enfatizó la OMS en una réplica a la revista inglesa New Scientist.

La OMS negó haber cedido a presiones políticas al excluir de un informe reciente un estudio de investigadores canadienses que atribuían a la marihuana menor peligrosidad que al alcohol o al tabaco.

Las conclusiones del trabajo de los científicos canadienses Wayne Hall, Robin Room y Susan Bondy establecían que, por sus efectos en la salud, la marihuana no puede rivalizar con el alcohol y el tabaco.

Los autores del trabajo constataron que "existen razones de peso" para sostener la mayor inocuidad de la marihuana aun en el caso de que sus consumidores lleguen a ser tan numerosos como los actuales de tabaco y alcohol.

Los resultados de la investigación del grupo de la Fundación para la Investigación de la Toxicomanía (ARF), de la provincia de Ontario, no fueron incluidos en el informe "Cannabis: Perspectiva sanitaria y programa de investigación", editado por la OMS en diciembre.

"No existió intento alguno (de la OMS) de disimular información y la decisión de no incluir esa comparación en el informe final sólo se basó en un juicio científico ajeno totalmente a presiones políticas", insistió la aclaración.

El informe "Cannabis: Perspectiva sanitaria" reflejó los aspectos de los documentos de trabajo que se consideraron fundado científicamente durante la reunión de un grupo de expertos realizada en Ginebra en 1995.

Una sección de ese documento examinó la posibilidad de comparar las drogas legales, como las bebidas alcohólicas y los cigarrillos, con la marihuana.

Sin embargo, el grupo de trabajo estimó que tales comparaciones responderían más a la especulación que a la ciencia debido a la falta de estudios epidemiológicos confiables.

Por ese motivo, el informe final de la OMS omitió las conclusiones de los investigadores canadienses.

Sin embargo, el semanario científico inglés sostuvo que la OMS había censurado el estudio de los expertos de Ontario.

New Scientist mencionó que la OMS habría cedido a presiones políticas de organizaciones como el Instituto Estadounidense sobre Abuso de Drogas y el Programa de Control de Drogas de la ONU.

Al enfrascarse en el antiguo debate sobre la inocuidad de la marihuana, la OMS se vio obligada a precisar que su preocupación se extiende a las consecuencias negativas para la salud de todas las sustancias psicoactivas, cualquiera sea su situación legal.

En el mundo existen, recordó, 1.100 millones de fumadores de tabaco y cada año mueren 3,5 millones por el consumo de esa droga. El alcohol causa por lo menos 750.000 decesos y ocasiona daños enormes a la sociedad.

Respecto a la marihuana, dijo la OMS, resulta imposible establecer estimaciones mundiales por la falta de informaciones confiables.

De todos modos, concluyó, es evidente que el consumo de marihuana provoca una variedad de problemas de salud y que el aumento de su uso sólo agravaría la situación. (FIN/IPS/pc/dg/he/98

 

Etiquetas / Tags

X
Metas del Milenio - Hacia 2015
  • Hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible

Boletín semanal