Últimas Noticias

CUBA: Ejecuciones no frenan secuestro de barcos

LA HABANA, 15 jul 2003 (IPS) - El gobierno de Cuba informó este martes sobre dos nuevos casos de secuestro de embarcaciones para emigrar a Estados Unidos, como el que terminó en abril con tres fusilamientos. Uno de esos secuestros resultó frustrado, con el saldo de tres muertos y un herido.

Según una nota oficial, en el otro caso los secuestradores lograron ingresar a aguas territoriales de Bahamas con una embarcación que partió esta madrugada desde el puesto fronterizo de Boca de Nuevitas, en la oriental provincia de Camagüey y a 670 kilómetros de La Habana.

En la nave viajan unas 27 personas, según la tripulación de una lancha patrullera de Tropas Guardafronteras que la detectó en horas de la mañana, sin interceptarla.

El caso dio lugar a un intercambio de comunicaciones entre autoridades cubanas y el enlace del Servicio de Guardacostas de Estados Unidos en La Habana, que finalmente anunció que la detención de la nave era un asunto de Cuba.

Las autoridades cubanas respondieron que "no es política" del gobierno "asaltar embarcaciones secuestradas con personal a bordo en alta mar, por los graves riesgos de accidentes y de pérdidas de vidas que ello entraña".

Embarcaciones patrulleras cubanas se limitaron a seguir la secuestrada, hasta que entró en aguas de Bahamas a las 11.30 locales de este martes.

En un comunicado, el Ministerio del Interior conminó a los gobiernos de Bahamas y Estados Unidos, "destino de los secuestradores de esa nave", a cumplir con los acuerdos migratorios que tienen con Cuba, y devolver la embarcación junto con sus secuestradores.

En otro informe, difundido pocas horas antes, ese ministerio reportó un intento de secuestro ocurrido el lunes en el occidental puerto pesquero de la Coloma, en la provincia de Pinar del Río y a 176 kilómetros de La Habana.

Las autoridades indicaron que tres hombres adultos armados con un revólver calibre 45 y un cuchillo de 34 centímetros, acompañados de una mujer con sus dos hijos de 17 y 10 años, asaltaron un pesquero que estaba atracado en el muelle.

Antes de subir a la embarcación, redujeron a un custodio, a quien arrebataron su arma de reglamento, un revólver calibre 38, informaron.

Según el Ministerio, pescadores de La Coloma y varios agentes policiales rodearon la embarcación luego de que su patrón, quien había sido retenido para que la condujera, logró lanzarse al agua en un descuido de los raptores.

En un confuso incidente posterior, que según el comunicado aún es investigado, habrían surgido desavenencias entre los asaltantes que desembocaron en un tiroteo dentro de la nave.

De acuerdo con el relato oficial, alrededor de una hora después del asalto se oyeron varios disparos, primero uno aislado y luego otros intermitentes.

Al cesar el fuego, salieron con prisa de la nave la mujer y el joven de 17 años, que llevaba en sus brazos al niño, gravemente herido. Los tres fueron llevados de inmediato al hospital, apuntaron las autoridades.

Una hora después, sin que se hubieran escuchado nuevos disparos ni ruido alguno, fuerzas de seguridad iniciaron "una cautelosa exploración" del pesquero, donde encontraron muertos a dos de los tres asaltantes y al tercero herido en la cabeza, relataron.

El herido fue llevado "con igual urgencia" que el niño al hospital, donde falleció antes del amanecer de este martes, pese a los esfuerzos realizados por los médicos, según el comunicado.

El niño, herido de gravedad en la cabeza, padece de una parálisis facial, pero "existe esperanza de salvarle la vida, ya conversa de forma consciente e ingiere alimentos", señaló el Ministerio del Interior.

Según testimonio del mayor de los hermanos, el menor habría sido el primer blanco de los asaltantes, que tras un intento fallido de matarlo a él, intercambiaron disparos entre sí, informó.

"Aún no se cuenta con el testimonio de la madre, que hasta las primeras horas de la mañana de hoy ha estado atendiendo a su hijo", concluyó el comunicado.

Esos hechos ocurrieron tres meses y medio después de la ejecución, el 5 de abril, de tres personas que habían apoderado de una lancha de pasajeros con la intención de desviarla hacia territorio estadounidense.

En aquella ocasión, el gobierno cubano alegó que varios secuestros de naves aéreas y marítimas ocurridos en marzo y abril eran parte de "un plan siniestro" que intentaba crear pretextos para una agresión de Estados Unidos.

Las autoridades aseguraron que las ejecuciones eran la única manera de "cortar radicalmente aquella ola de secuestros".

Los fusilamientos se produjeron tras un periodo de más de dos años sin aplicación de la pena de muerte, y concitaron fuerte rechazo internacional.

 

Etiquetas / Tags

América Latina y el Caribe, Democratización, Derechos humanos, Últimas Noticias

CUBA: Ejecuciones no frenan secuestro de barcos

LA HABANA, 15 jul 2003 (IPS) - El gobierno de Cuba informó este martes sobre dos nuevos casos de secuestro de embarcaciones para emigrar a Estados Unidos, como el que terminó en abril con tres fusilamientos. Uno de esos secuestros resultó frustrado, con el saldo de tres muertos y un herido.

Según una nota oficial, en el otro caso los secuestradores lograron ingresar a aguas territoriales de Bahamas con una embarcación que partió esta madrugada desde el puesto fronterizo de Boca de Nuevitas, en la oriental provincia de Camagüey y a 670 kilómetros de La Habana.

En la nave viajan unas 27 personas, según la tripulación de una lancha patrullera de Tropas Guardafronteras que la detectó en horas de la mañana, sin interceptarla.

El caso dio lugar a un intercambio de comunicaciones entre autoridades cubanas y el enlace del Servicio de Guardacostas de Estados Unidos en La Habana, que finalmente anunció que la detención de la nave era un asunto de Cuba.

Las autoridades cubanas respondieron que ”no es política” del gobierno ”asaltar embarcaciones secuestradas con personal a bordo en alta mar, por los graves riesgos de accidentes y de pérdidas de vidas que ello entraña”.

Embarcaciones patrulleras cubanas se limitaron a seguir la secuestrada, hasta que entró en aguas de Bahamas a las 11.300 locales de este martes.

En un comunicado, el Ministerio del Interior conminó a los gobiernos de Bahamas y Estados Unidos, ”destino de los secuestradores de esa nave”, a cumplir con los acuerdos migratorios que tienen con Cuba, y devolver la embarcación junto con sus secuestradores.

En otro informe, difundido pocas horas antes, ese ministerio reportó un intento de secuestro ocurrido el lunes en el occidental puerto pesquero de la Coloma, en la provincia de Pinar del Río y a 176 kilómetros de La Habana.

Las autoridades indicaron que tres hombres adultos armados con un revólver calibre 45 y un cuchillo de 34 centímetros, acompañados de una mujer con sus dos hijos de 17 y 10 años, asaltaron un pesquero que estaba atracado en el muelle.

Antes de subir a la embarcación, redujeron a un custodio, a quien arrebataron su arma de reglamento, un revólver calibre 38, informaron.

Según el Ministerio, pescadores de La Coloma y varios agentes policiales rodearon la embarcación luego de que su patrón, quien había sido retenido para que la condujera, logró lanzarse al agua en un descuido de los raptores.

En un confuso incidente posterior, que según el comunicado aún es investigado, habrían surgido desavenencias entre los asaltantes que desembocaron en un tiroteo dentro de la nave.

De acuerdo con el relato oficial, alrededor de una hora después del asalto se oyeron varios disparos, primero uno aislado y luego otros intermitentes.

Al cesar el fuego, salieron con prisa de la nave la mujer y el joven de 17 años, que llevaba en sus brazos al niño, gravemente herido. Los tres fueron llevados de inmediato al hospital, apuntaron las autoridades.

Una hora después, sin que se hubieran escuchado nuevos disparos ni ruido alguno, fuerzas de seguridad iniciaron ”una cautelosa exploración” del pesquero, donde encontraron muertos a dos de los tres asaltantes y al tercero herido en la cabeza, relataron.

El herido fue llevado ”con igual urgencia” que el niño al hospital, donde falleció antes del amanecer de este martes, pese a los esfuerzos realizados por los médicos, según el comunicado.

El niño, herido de gravedad en la cabeza, padece de una parálisis facial, pero ”existe esperanza de salvarle la vida, ya conversa de forma consciente e ingiere alimentos”, señaló el Ministerio del Interior.

Según testimonio del mayor de los hermanos, el menor habría sido el primer blanco de los asaltantes, que tras un intento fallido de matarlo a él, intercambiaron disparos entre sí, informó.

”Aún no se cuenta con el testimonio de la madre, que hasta las primeras horas de la mañana de hoy ha estado atendiendo a su hijo”, concluyó el comunicado.

Esos hechos ocurrieron tres meses y medio después de la ejecución, el 5 de abril, de tres personas que habían apoderado de una lancha de pasajeros con la intención de desviarla hacia territorio estadounidense.

En aquella ocasión, el gobierno cubano alegó que varios secuestros de naves aéreas y marítimas ocurridos en marzo y abril eran parte de ”un plan siniestro” que intentaba crear pretextos para una agresión de Estados Unidos.

Las autoridades aseguraron que las ejecuciones eran la única manera de ”cortar radicalmente aquella ola de secuestros”.

Los fusilamientos se produjeron tras un periodo de más de dos años sin aplicación de la pena de muerte, y concitaron fuerte rechazo internacional.

 

Etiquetas / Tags


X
Metas del Milenio - Hacia 2015
  • Hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible

Boletín semanal