África, América Latina y el Caribe, Democratización, Derechos humanos, Economía y comercio, Últimas Noticias

ÁFRICA-VENEZUELA: Nueva alianza tejida con hilos culturales

CARACAS, 27 oct 2005 (IPS) - Venezuela, el mayor productor petrolero de América del Sur, lanzó ahora una ofensiva de acercamiento diplomático con África, que en principio tendrá la cooperación energética en el horizonte y se centrará en temas políticos y culturales.

"Queremos un nuevo mapa diplomático, con 18 embajadas, y que cada una atienda a otros dos países, para cubrir ese continente", dijo el vicecanciller venezolano para África, Reinaldo Bolívar, al regresar de una gira por Senegal, Nigeria, Costa de Marfil y Benin.

Jefe de un despacho creado hace sólo meses atrás, Bolívar ya visitó Marruecos, Malí, Egipto y Sudán, y hace las maletas para viajar a África austral.

"Seremos el tercer país de la región por nuestra presencia en África, después de Brasil y Cuba", indicó Bolívar a IPS.

El principal objetivo de la nueva ofensiva venezolana es "estrechar lazos con un continente que durante décadas soslayamos, a pesar de nuestra pertenencia al Grupo de los 77 (integrado hoy por 132 países en desarrollo y constituido en el mayor bloque en la Organización de las Naciones Unidas) y al Movimiento de los No Alineados", aseveró.


Tradicionalmente, Caracas mantuvo relaciones formales con casi toda África, pero con embajadas sólo en Nigeria y los países petroleros del norte, en Tanzania, luego que el entonces presidente de ese país Julius Nyerere (1964-1985) promoviese la creación del Grupo de los 15 de cooperación Sur-Sur, y en Sudáfrica tras el cese del apartheid, el régimen de segregación racial.

En Namibia se ensayó durante algunos años una embajada conjunta, de Colombia, México y Venezuela (el latinoamericano y petrolero Grupo de los Tres), que se levantó en el marco de reestructuraciones de los servicios exteriores de Bogotá y México, precisó Bolívar.

"Ahora queremos apoyar el trabajo de nuestras embajadas con la experiencia y las actividades de Cuba y Brasil", comentó el funcionario, optimista por la próxima inclusión de Venezuela como observador en la Unión Africana, por lo que establecerá una legación en la capital etíope y sede de esa entidad, Addis Abeba.

Los primeros objetivos "apuntan a la cooperación cultural y educativa, a establecer acuerdos que den piso a un intercambio económico, comercial y tecnológico", apuntó. "Por ejemplo, de Malí, gran productor de algodón, vendrán técnicos textiles, y con Cuba estudiamos establecer una escuela de medicina en África austral", agregó.

También se busca "el intercambio político y la concertación en el marco de (la Organización de) las Naciones Unidas, de cuyos 191 miembros los africanos son 36 por ciento", recordó el funcionario.

Pero avanzar en la política africana es un camino de rosas con espinas, admitió Bolívar. Está por ejemplo el diferendo entre Marruecos y la pretensión de la República Árabe Saharaui Democrática de declarar su independencia, respecto de lo cual Caracas aboga por "una solución permanente, pacífica y duradera".

La intensificación de relaciones con África se produce en el segundo año de una ofensiva internacional del presidente Hugo Chávez para tejer o apuntalar alianzas que vayan en la dirección de "un mundo multipolar" por oposición a la hegemonía de Estados Unidos, según pregona.

Así, en América Latina el gobierno venezolano decidió integrarse de modo pleno al Mercado Común del Sur (Mercosur), de Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay, a la par de que utiliza el petróleo como palanca para lograr acuerdos de cooperación con sus vecinos sudamericanos, con Petrosur, y caribeños, con Petrocaribe, incluida la venta de combustibles con créditos de largo plazo. La oposición política venezolana, que en los procesos electorales de los últimos años ha conquistado alrededor de 40 por ciento de los votos, critica tanto la llamada "diplomacia petrolera" que adelanta Chávez como la sucesión de encuentros internacionales que financia su gobierno, por considerar que se trata de un infructuoso dispendio de recursos públicos.

Empero y en paralelo, Chávez ha visitado varias veces, en busca de "alianzas estratégicas", naciones como China, India, Rusia, Francia, España e Irán, negociando acuerdos para la compra de armas en varias de esas naciones, tractores iraníes y un satélite chino.

Respecto de África, la ofensiva diplomática se apuntala con actividades culturales.

El próximo paso es que Venezuela efectuará del 13 al 20 de noviembre un festival cultural con los pueblos de África, en el que participará una docena de elencos africanos como el Ballet Nacional de Benin, los grupos Al-Sharquia de Egipto, Gnaouia de Marruecos o el artista Neve Bantu, de Guinea Ecuatorial, junto a una decena de venezolanos.

"Venezuela, como otros países latinoamericanos, tiene una deuda espiritual con África. A nuestro país llegaron miles de esclavos de las etnias wolof, de Senegal, o de los song y mina de la costa ecuatorial", comentó a IPS Jesús García, presidente de la no gubernamental Fundación Afroamérica.

El festival "es una oportunidad para erradicar la visión 'tarzaneada' que todavía tenemos en Venezuela de cómo es África, al que muchas veces vemos como un continente donde sólo hay primitivismo y necesidad. Queremos que vengan intelectuales africanos a mostrarnos su realidad", dijo García.

En su opinión, se trata de una oportunidad para apuntalar el trabajo intergubernamental impulsando acuerdos entre universidades, parlamentos, autoridades regionales y alcaldías de África con las de Venezuela "y con el resto de la región, buscando una nueva relación con América Latina y el Caribe".

Como telón de fondo, según García, "debemos colocar la perspectiva energética, de los entendimientos posibles entre Venezuela, que suministra 13 por ciento de las importaciones estadounidenses de petróleo, y los países africanos que dentro de 10 años proveerán uno de cada cuatro barriles que se consuman en Estados Unidos".

La "Agenda África" de Venezuela busca en el mediano y largo plazo establecer alianzas estratégicas en materia de energía —cooperación tecnológica y para operaciones comerciales— y para promoverlas viajará el año próximo al continente africano el presidente Chávez, dijo Bolívar. También se ha propuesto crear una Casa de Amistad con África, cátedras libres sobre África en sus universidades, y un centro de estudios y conservación del legado histórico africano.

"Estamos en deuda con los africanos, cuyo trabajo forzado contribuyó a construir potencias económicas y a integrar culturas", concluyó Bolívar.

 

Etiquetas / Tags

X
Metas del Milenio - Hacia 2015
  • Lo último sobre desarrollo, igualdad de género y lucha contra la pobreza, en coberturas realizadas por nuestros periodistas

Boletín semanal