AMBIENTE-INDIA: Comercio ilegal diezma naturaleza
Ambiente, Asia-Pacífico, Biodiversidad, Desarrollo y ayuda, Economía y comercio, Pobreza y Objetivos de Desarrollo, Recursos naturales, Últimas Noticias

AMBIENTE-INDIA: Comercio ilegal diezma naturaleza

BANGALORE, 13 oct 2008 (IPS) - Una gran variedad de especies amenazadas terminan en el tráfico ilegal destinado a la medicina tradicional china, gracias a la mala aplicación de las normas contra ese delito, alertan expertos y activistas.

"El mercado chino es como un 'agujero negro' que absorbe productos de la flora y la fauna de los países vecinos", dijo Peter Pueschel, director del Programa de Comercio de Naturaleza en el Fondo Internacional para la Protección de los Animales y su Hábitat (IFAW, por sus siglas en inglés), en una entrevista que mantuvo con IPS a través del correo electrónico.

India, vecina de China hacia el sur, es la que está más en riesgo, por tener una vasta biodiversidad y leyes mal implementadas.

Según la base de datos sobre delitos contra el ambiente que mantiene la Sociedad de Protección de la Naturaleza de India (WPSI), 846 tigres, 3.140 leopardos y 585 nutrias de agua dulce fueron cazados furtivamente entre 1994 y el 31 de agosto de este año, y otros 320 elefantes lo fueron entre 2000 y 2008 en India.

"Aunque muchas especies utilizadas en la medicina tradicional china ahora están protegidas por las leyes nacionales e internacionales, el comercio ilegal y la caza furtiva han aumentado hasta llegar a niveles de crisis, dado que la popularidad de la medicina tradicional china se ha expandido en las últimas dos décadas", dijo Samir Sinha, del capítulo indio de Traffic, la red de control de comercio de fauna y flora con sede en Gran Bretaña.


"El problema está extendido, y en su mayor parte se debe a la falta de apoyo político", opinó Belinda Wright, de la WPSI.

Elefantes, tigres, leopardos, magostas, osos negros, rinocerontes, serpientes, mariposas, gorilas, nutrias, cervatillos, antílopes, reptiles y productos como hongos de orugas y púas de puercoespín constituyen la mayor parte de la materia prima para la industria de la medicina tradicional china que, según Interpol, vale 20.000 millones de dólares por año.

"Creemos que hay un comercio organizado de naturaleza, pero es difícil de identificar", señaló Xu Hongfa, director de Traffic, respondiendo a consultas de IPS desde China por correo electrónico.

Según la mayoría de los expertos en naturaleza, el comercio ilegal se ve fomentado por el hecho de que las autoridades chinas hacen poco por frenar la industria de la medicina tradicional, porque ésta es vista como parte de la cultura de Asia oriental. Pero Beijing puede proteger vigorosamente —y lo hace— ciertas especies como el panda gigante, que posee un estatus icónico.

"Cazar furtivamente al panda gigante tendrá como resultado un castigo severo. Según las leyes chinas, cualquiera que sea encontrado cazando un panda gigante será condenado a por lo menos 10 años de prisión", dijo Xu.

"El gobierno chino ha tomado medidas para mejorar el manejo del mercado de la medicina tradicional china, pero no es muy exitoso", admitió.

"Durante un periodo de cinco días en junio de 2008, investigadores de la EIA (siglas en inglés de Agencia de Investigación Ambiental) observaron a cinco comerciantes que habían vendido pieles de grandes felinos asiáticos en los años previos", dijo Debbie Banks, de la EIA, con sede en Londres, agregando que las autoridades chinas no actuaron en base a la información que se les había hecho llegar.

"Pasamos suficiente información a las autoridades encargadas de aplicar las normas, a fin de que adoptaran las medidas adecuadas. Es evidente que estas fracasaron en la implementación efectiva contra los infractores persistentes. No sería apropiado que nosotros publicáramos sus detalles", agregó.

Pueschel se refirió a una reserva de 110 toneladas de marfil que desaparecieron mientras estaban bajo custodia del gobierno chino en julio de este año.

"El punto principal aquí es que estos incidentes no fueron tomados en serio. Sigue sin estar claro a dónde se ha ido el marfil. No obstante, China fue designada país importador de marfil ("socio comercial") apoyado por la secretaría de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flores Silvestres (Cites, por sus siglas en inglés).

En mayo de 2006 se halló un envío de 3.900 kilogramos de colmillos de marfil disimulado en un contenedor de troncos confiscado por funcionarios aduaneros en Hong Kong. El episodio reveló los ingeniosos métodos utilizados por la mafia de la naturaleza.

"Los 'tamaños estándar' de los pedazos de marfil vuelven más fácil ocultarlos dentro de cualquier clase de material de embalaje", explicó Pablo Tachil, investigador sobre fauna y flora radicado en Bangalore.

Según Tachil, Birmania ha surgido como una importante escala para el comercio de naturaleza, por estar ubicada cerca de India y de los principales mercados de Asia sudoriental.

"Birmania también es una guarida ideal para cazadores furtivos y comerciantes, a causa del débil control", agregó.

Lo que preocupa a los activistas es la continua demanda de productos derivados de la fauna y flora en todo el mundo.

La popularidad de los objetos hechos con marfil, por ejemplo, ha crecido pese al claro peligro que representa para las poblaciones de elefantes, y esto, según Pueschel, se debe en parte a que sitios comerciales en Internet, como eBay, facilitan un comercio rampante.

"Continuamos haciendo campaña para que ellos prohíban todo comercio de naturaleza", dijo.

Un informe de IFAW presentado en 2007 reveló que todas las listas de marfil investigadas en eBay eran legalmente sospechosas. Aunque eBay alega que su sitio permite a los "compradores ver el positivo impacto social y ambiental" de cada compra, incluyendo si la misma "apoya la preservación de especies animales", los activistas señalan que no se hace nada en materia de controles.

El animal que corre más riesgo de terminar como materia prima para la medicina tradicional china es el tigre, porque ha sido históricamente reverenciado en China como símbolo de poder y fuerza y está arraigada la creencia de que sus productos tienen potentes propiedades medicinales.

Hace apenas un siglo había ocho clases de tigres, con unos 100.000 tigres salvajes en el mundo. Hoy quedan apenas cinco subespecies de este animal, con menos de 5.000 salvajes en el mundo.

Para India, la buena noticia es que acontecimientos tales como el completo diezmo de la población de tigres en la reserva de Sariska, en el occidental estado de Rajasthan, entre 2002 y 2005, atrapó la imaginación del público y ayudó a las autoridades a asegurarse de que los traficantes fueran capturados y obligados a rendir cuentas.

También en India, varios individuos de alto perfil fueron atrapados e indagados en los últimos años por cazar furtivamente, lo que tuvo como resultado una amplia publicidad pro-naturaleza. Esto incluye a los conocidos actores cinematográficos Sanjay Dutt y Salman Khan y al ex capitán de cricket Mansur Ali Khan Pataudi.

En junio, dos ciudadanos checos fueron condenados por intentar sacar de contrabando la Delias sanaca, una especie de mariposa amenazada listada bajo el Programa I de la Ley India de (Protección de) la Naturaleza, en el Parque Nacional Singalila, cerca de Darjeeling.

Y para septiembre uno de ellos tuvo que pagar una multa de 1.300 dólares y condenado a tres años de cárcel.

Estos casos recorren un largo camino a la hora de ayudar a las autoridades a impedir delitos contra la naturaleza, declaró a IPS Utpal Kumar Nag, guardabosques en Darjeeling.

* Malini Shankar es un famoso fotorreportero y documentalista especializado en flora y fauna.

 


X
Lo mejor de la semana

Boletín semanal