Crimen y justicia, Democratización, Derechos humanos, Geopolítica, Gobernanza mundial, Medio Oriente y Norte de África, Paz, Últimas Noticias

Autoridades iraquíes buscan a cientos de presos fugados

DOHA, 22 jul 2013 (IPS) - Las fuerzas de seguridad de Iraq tratan de capturar este lunes 22 a más de 500 presos, entre ellos varios miembros de la red extremista Al Qaeda, que escaparon de dos cárceles tras un sangriento asalto orquestado desde el exterior.

En los asaltos del domingo 21 por la noche a la cárcel de Taji, al norte de la ciudad de Bagdad, y a la de Abu Ghraib, al oeste de la capital, murieron 26 efectivos de seguridad, 20 presos y 10 atacantes.

Un coronel de la policía informó que las dos prisiones fueron blanco de disparos de morteros y que cuatro coches bomba estallaron cerca del ingreso a ambos lugares. Además, dijo que explotaron bombas en los alrededores y que tres atacantes suicidas cayeron sobre Taji.

El enfrentamiento de las fuerzas de seguridad con los atacantes se prolongó toda la noche, con apoyo de aviones y refuerzos terrestres en el entorno de las cárceles.

“Se fugaron unos 500 presos, entre ellos muchos importantes dirigentes de Al Qaeda condenados a muerte”, dijo Hakim al-Zamili, integrante del comité parlamentario de seguridad y defensa, a la agencia de noticias Reuters.

Persiguiendo prófugos

La policía indicó que se logró recuperar el control de la situación este lunes 22 por la mañana, hora local.

“Las fuerzas de seguridad del Comando de Operaciones de Bagdad, con asistencia de la fuerza aérea, lograron desbaratar el ataque lanzado por hombres armados contra dos cárceles, la de Taji y la de Abu Ghraib”, reza un comunicado del Ministerio del Interior divulgado el domingo de noche.

“Las fuerzas de seguridad lograron hacer huir a los atacantes y todavía persiguen terroristas y ejercen un control total sobre las dos zonas”, prosigue.

Estos ataques coinciden con el primer aniversario de que la célula iraquí de Al Qaeda anunciara que su objetivo apuntaba al sistema de justicia.

“La primera prioridad es liberar a los presos musulmanes en todas partes, y perseguir y eliminar jueces e investigadores y sus guardias”, se escucha en un mensaje de audio atribuido a uno de los líderes de la organización, Abu Bakr al-Baghdadi, grabado en julio de 2012.

En las cárceles iraquíes hay periódicos intentos de fuga, levantamientos y otro tipo de disturbios.

Abu Ghraib se hizo tristemente célebre en 2004 cuando fueron divulgadas unas fotografías tomadas por soldados estadounidenses mientras humillaban y abusaban detenidos iraquíes. Antes de eso, durante el régimen del depuesto Saddam Hussein (1937-2006), quien gobernó de 1979 a 2003, fue un centro de tortura.

Este lunes 22, las fuerzas de seguridad iraquíes sufrieron otro episodio de violencia en el norte de Iraq.

Un coche bomba explotó delante de una patrulla en la norteña ciudad de Mosul y dejó 12 personas muertas y 16 heridas. Además, una bomba que estalló al costado de un camino hirió a un soldado y a un civil cerca de localidad.

Publicado por acuerdo con Al Jazeera

 
X
Metas del Milenio - Hacia 2015
  • Hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible

Boletín semanal