África, Ciudadanía en movimiento, Derechos humanos, Destacados, Género, Mujer y salud, Población, Salud, Últimas Noticias, Violencia de género

Las adolescentes que caminan al altar en Níger

En Níger, 75 por ciento de las mujeres se han casado antes de cumplir los 18 años. Crédito: Etrenard/CC BY 2.0

En Níger, 75 por ciento de las mujeres se han casado antes de cumplir los 18 años. Crédito: Etrenard/CC BY 2.0

NIAMEY, 1 ago 2013 (IPS) - “Poder casar a su hija antes de los 19 años es un orgullo”, dijo El Hadji Suley Musa, de 60 años, un empleado bancario retirado de Níger. “De ese modo queda protegida de los embarazos fuera del matrimonio”, explicó.

Hay muchas personas en este país africano con 16 millones de habitantes que piensan como él.

Por eso no sorprende que una encuesta de población y salud realizada por el Ministerio de Salud Pública en 2012, pero conocida este mes, diera como resultado que 75 por ciento de las entrevistas se hayan casado a los 18 años.

Según este estudio, las adolescentes de entre 15 y 19 años son las más vulnerables.

El informe del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), Estado Mundial de la Infancia 2011, ubicó a Níger primero en la lista de países con mayor prevalencia de matrimonios tempranos.

Yahaya Issa, asesor del Ministerio de Educación Nacional, dijo a IPS que los padres que casan a sus hijas pequeñas suelen argüir motivos religiosos.

“Para los musulmanes, el matrimonio tiene un lugar importante en nuestras vidas”, dijo Aminatu Abdu, trabajadora del hogar de 53 años y residente de Niamey, en entrevista con IPS. Ella indujo a sus dos hijas a casarse a los 15 y a los 16 años, respectivamente.

“Es inaceptable que nuestras hijas musulmanas no tengan un marido después de la pubertad”, explicó.

Pero no todos los musulmanes opinan lo mismo.

“Hay una mala interpretación de la religión. El Islam aboga por el bienestar social. Por eso estoy en contra de casar a las hijas de forma prematura, pues tiene consecuencias negativas para su salud”, dijo el religioso Malam Isa Dogo, en entrevista con IPS.

“Los que las casan pequeñas, lo hacen por ignorancia. El Islam es una religión que está en contra de la falta de conocimiento”, añadió.

Según Abdu Sani, quien hace su doctorado en antropología en la Universidad de Abiyán, la gente usa la religión como falso pretexto.

El verdadero motivo de los matrimonios tempranos es la ignorancia y la pobreza, opinó.

“En la mayoría de los casos, las niñas se entregan en matrimonio a hombres mayores con buena posición económica o con un elevado estatus social”, dijo a IPS.

Los matrimonios tempranos terminan en embarazos prematuros, lo que pone en riesgo el futuro de la joven, pues muchas abandonan la escuela.

Según fuentes médicas, 40 por ciento de las adolescentes casadas quedan embarazadas en los meses siguientes a contraer matrimonio.

“La presión sociocultural, en especial el deseo de tener un hijo antes del primer aniversario de bodas, suele llevar a la joven a probar su fertilidad en los meses siguientes al casamiento”, dijo la socióloga Salisu Habu a IPS.

Según estadísticas del Ministerio de Salud Pública de 2011, las adolescentes representan 19 por ciento de las mujeres en edad reproductiva y son responsables del 14 por ciento de tasa de fertilidad femenina en Níger.

Además, “menos de 40 por ciento de las adolescentes embarazadas se realizan controles prenatales”, dijo Hadjara Tinni, partera de Niamey, a IPS.

Según Tinni, como las adolescentes quedan embarazadas antes de alcanzar la madurez física, tienen el doble de posibilidades que las mayores de 20 años de morir durante el parto.

Según la encuesta del Ministerio de Salud Pública de 2011, la mortalidad materna en Níger es de 554 fallecidas cada 100.000 nacidos vivos, de las más altas del mundo. Las adolescentes representan 13 por ciento de las que mueren.

“Las sobrevivientes suelen quedar con secuelas como una fístula obstétrica”, observó Hasan Idrisa, otra partera de Niamey.

De las 163 pacientes registradas en abril en los seis centros de salud del país con ese problema médico, 80 por ciento se había casado antes de cumplir los 18 años, informó la secretaría de Salud.

“Tenemos que educar y mantener a las niñas en la escuela para terminar con esta situación”, urgió Hadiza Isufu, maestra e integrante de la Asociación para la Defensa de los Derechos Humanos en Níger.

Pero el proyecto de ley presentado en 2002 que se establece que la edad mínima de las mujeres para contraer matrimonio es 18 años no cuenta con la aprobación de organizaciones religiosas.

“La situación de las adolescentes es de gran preocupación, pero por desgracia gran parte de la población ignora el problema”, declaró Makibi Dandobi, ministro de Población, el 11 de este mes, Día Mundial de la Población.

 

Etiquetas / Tags

X
Metas del Milenio - Hacia 2015
  • Lo último sobre desarrollo, igualdad de género y lucha contra la pobreza, en coberturas realizadas por nuestros periodistas

Boletín semanal