Bangladesh evalúa la imposición de un impuesto al carbono
Ambiente, Asia-Pacífico, Cambio climático, Destacados, Economía y comercio, Últimas Noticias

Bangladesh evalúa la imposición de un impuesto al carbono

Un trabajador arregla ladrillos para cocinarlos en una fábrica tradicional en Munshiganj, Bangladesh. Esas fábricas son responsables de la liberación de grandes cantidades de carbono. Credit: Farid Ahmed/IPS.Crédito: Farid Ahmed/IPS

Un trabajador arregla ladrillos para cocinarlos en una fábrica tradicional en Munshiganj, Bangladesh. Esas fábricas son responsables de la liberación de grandes cantidades de carbono. Credit: Farid Ahmed/IPS.Crédito: Farid Ahmed/IPS

DACA, 20 dic 2016 (IPS) - Bangladesh analiza una propuesta del Banco Mundial para introducir un impuesto al carbono, el primero de ese tipo en este país de Asia meridional, pese al temor de obtener una respuesta negativa de los consumidores.

El organismo multilateral propuso originalmente al gobierno bangladesí aplicar el impuesto solo a los productos derivados del petróleo; y funcionarios bancarios recomendaron a las autoridades mantener el precio de mercado de los combustibles reduciendo sus propios ingresos.

Los costos de los combustibles suelen ser más elevados en este país en relación con el mercado internacional, lo que le permitió al gobierno obtener enormes ganancias en años pasados.

“Debemos analizar la propuesta para evaluar pros y contras”, dijo a IPS el ministro de Financias y Planificación, M.A. Mannan.

Anteriores intentos del ministro de Financias, Abul Maal Abdul Muhith, de introducir impuestos a las industrias más contaminantes no lograron prosperar, y varios funcionarios que pidieron reserva de su identidad opinaron que el gobierno no se apresurará en la creación de nuevos gravámenes.

Sin embargo, activistas contra el cambio climático y científicos quedaron muy contentos con la propuesta y sostuvieron que los responsables de las emisiones de carbono debían hacerse cargo del costo.

También consideraron que un impuesto como ese fomentaría nuevas inversiones en tecnologías limpias, aunque remarcaron que el precio de mercado de los combustibles debía permanecer incambiado para los consumidores.

“Bangladesh no tiene obligación de imponer un impuesto al carbono, aunque debe hacerlo para aumentar ingresos de inversiones en energías limpias y también para imponer un costo a las energías contaminantes”, indicó Saleemul Huq, director del Centro Internacional para Cambio Climático y Desarrollo.

“En la actualidad, el costo para los consumidores es mucho más elevado de lo necesario si se tiene en cuenta el precio global del petróleo importado. Por lo que el costo de un impuesto al carbono no debe pasarse a los consumidores”, explicó Huq.

El impuesto recolectado irá al Estado, que podrá entonces destinar la recaudación a inversiones en energías limpias, acotó. Pero el director de una organizaciones de defensa de los derechos de los consumidores discrepa con Huq.

“No creo que se justifique imponer un impuesto al carbono justo en este momento”, dijo a IPS el presidente de la Asociación de Consumidores de Bangladesh, Ghulam Rahman, quien presidiera la Comisión Anticorrupción de este país.

No solo afectará a los consumidores, sino que perjudicará a la producción y al desarrollo nacional, opinó Rahman.

Además, Bangladesh no debería apresurarse a imponer un impuesto al carbono, cuando los grandes contaminantes del mundo no lo han hecho, arguyó.

Con el fin de contener los efectos del recalentamiento planetario, Bangladesh enmendó la Constitución en 2011 e incluyó varios artículos para proteger el ambiente y preservar los recursos naturales para la generación actual y las futuras.

Además, en el marco de sus Contribuciones Determinadas a Nivel Nacional, presentadas en la 21 Conferencias de las Partes (COP21) de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), realizada en París en diciembre de 2015, este país se comprometió a reducir las emisiones contaminantes en cinco por ciento.

Por su parte, el profesor de economía Rashed Al Mahmud Titumir, de la Universidad de Daca, opinó que el gobierno debe tomar medidas efectivas para reducir las emisiones de gases invernadero, pero en vez de introducir un impuesto al carbono de inmediato, debe fomentar las tecnologías verdes y limpias mediante beneficios fiscales, entre otros.

Además de las consecuencias negativas para el ambiente, las emisiones de dióxido de carbono son un gran problema de salud pública, explicó Titumir, quien dirige el equipo de investigación política Unnayan Onneshan.

Bangladesh e uno de los países más vulnerables al cambio climático por su geografía de tierras bajas, y con ayuda del Banco Mundial, fue el primero en crear el Fondo Fiduciario sobre el Cambio Climático para ayudar en la mitigación y la adaptación al fenómeno; este país podría otra vez dar el ejemplo.

Por su parte, el responsable de la oficina del Banco Mundial en Daca, Zahid Hussain, explicó: “Los productos derivados del petróleo son la mejor opción para que Bangladesh introduzca un impuesto al carbono, pues el gobierno obtiene enormes beneficios de la venta de los mismos”.

Este país puede comenzar por los combustibles, ya que podría resultar difícil cobrar impuestos al carbono de otros derivados, apuntó.

Hussain arguyó que si bien el precio de los combustibles es fluctuante, el gobierno puede asistir a los segmentos más vulnerables de la población.

Además de aprovechar una significativa fuente de ingresos, Hussain sostuvo que un impuesto al carbono podrá ayudar a Bangladesh y a los exportadores a crear un nicho en los mercados más desarrollados y con conciencia ambiental del mundo.

Un documento del Banco Mundial no descarta los desafíos que supone imponer un gravamen al carbono y señala que las autoridades tienen razones para preocuparse de las consecuencias de una medida como esa sobre los segmentos más pobres de la población y sobre algunos sectores de la economía.

“Un impuesto al carbono puede tener beneficios significativos para Bangladesh, pero no quiere decir que no haya dificultades”, reconoce.

Traducido por Verónica Firme

 

Etiquetas / Tags



X
Lo mejor de la semana

Boletín semanal