Alimentación y agricultura, América Latina y el Caribe, Desarrollo y ayuda, Destacados, Economía y comercio, Últimas Noticias

Innovaciones agropecuarias contribuyen al desarrollo local en Cuba

Un ejemplo exitoso del Programa de Innovación Agropecuaria Local lo representa el negocio de venta de jugos del campesino Daniel García, que abarca toda la cadena productiva, desde la producción hasta la comercialización. Crédito: Cortesía de Timo Christian, codirector de PIAL

Un ejemplo exitoso del Programa de Innovación Agropecuaria Local lo representa el negocio de venta de jugos del campesino Daniel García, que abarca toda la cadena productiva, desde la producción hasta la comercialización. Crédito: Cortesía de Timo Christian, codirector de PIAL

LA HABANA, 2 ene 2017 (IPS) - Julio César, Yennis, Gerónimo, Mayra, Gregory y Raquel, son algunas de las personas que protagonizan la serie documental “La Enciclopedia de la Tierra”, presentada en el Encuentro Nacional de Innovación, realizado en Mayabeque, colindante con la capital de Cuba.

Los audiovisuales que ahora se difunden enfocan el Programa de Innovación Agropecuaria Local (PIAL), un proyecto de agricultura ecológica y participación campesina que desde 2000 coordina el estatal Instituto Nacional de Ciencias Agrícolas (INCA) con el apoyo de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación.

Dirigidas por el cineasta Rolando Almirante, las nueve historias que conforman la serie reflejan buenas prácticas relacionadas con la producción de alimentos de alta calidad, empoderamiento femenino, participación juvenil y trabajo conjunto de múltiples actores sociales, entre otras áreas del proyecto.

Buenas prácticas

El profesor universitario Iván Paneque describió algunos resultados positivos del proyecto en la occidental provincia de Pinar del Río.

“Uno de los ejemplos exitosos es el negocio de venta de jugos del campesino Daniel García, que abarca toda la cadena productiva, desde la producción hasta la comercialización”, dijo a IPS.

“Las frutas son cultivadas en la finca La Cabaña, luego son procesadas en una minindustria y después se oferta el jugo en diferentes lugares de la ciudad”, precisó.

Innovaciones agropecuarias contribuyen al desarrollo local en Cuba

El PIAL actúa en 45 municipios de 10 provincias de Cuba, pero iniciativas futuras llevarán sus buenas prácticas a más territorios. Crédito: Cortesía de Timo Christian, codirector de PIAL

Asimismo, agregó que “al inicio solo abrió una ‘juguera’ (expendio de jugos naturales) en el hospital provincial, pero ya se ha ampliado a otros tres puntos de venta: la universidad, la escuela de deportes y el hospital materno”.

Paneque refirió, además, que en la actualidad García “vende aproximadamente 5.000 jugos diarios y el negocio ha generado más de 70 nuevos empleos, la mayoría para las mujeres”.

Por su parte, María Isabel Romero, coordinadora del eje de gestión del conocimiento en PIAL, expresó que en 2016 crearon “la Red de Doctorantes, a través de la cual impulsan el desarrollo de estudios en áreas como Ciencias Agrícolas y Forestales, Educación, Medicina Veterinaria, Comunicación Social y Sociología”

Explicó que “todas las indagaciones abordan temas vinculados a experiencias del proyecto, lo que muestra la integralidad del programa”.

Resaltó también que “en 2017 abrirán un diplomado sobre innovación agropecuaria local, con un rol activo de las sedes universitarias en los 45 municipios del país beneficiados por la iniciativa”.

De igual modo, la investigadora Raquel Ruz, coordinadora de PIAL en la también occidental provincia de Las Tunas, reconoció el apoyo recibido.

“Cuando realicé la tesis de doctorado no logré su generalización, pero cuando llegó el proyecto rápidamente tomaron en cuenta la investigación y aplicaron los mejores resultados”, apuntó.

Las personas presentes en la cita resaltaron otros aportes de PIAL relacionados con el empoderamiento de las mujeres, el empleo de la metodología de la Educación Popular, la alianza entre fincas y centros educativos y la organización de disímiles espacios de intercambio.

Más de 150 personas, de los 45 municipios donde actúa PIAL y delegaciones invitadas de las provincias de Ciego de Ávila y Guantánamo se dieron cita en el Encuentro Nacional de Innovación 2016, celebrado el 14 y 15 de diciembre para compartir experiencias y proyectar futuras etapas de trabajo.

“Fue un momento para hacer un balance de los resultados de la innovación e intercambiar algunos de los productos obtenidos en los territorio, sobre todo las buenas prácticas aplicadas”, afirmó a IPS el coordinador nacional del PIAL, Rodobaldo Ortiz.

“También pudimos evaluar lo realizado en cada uno de los ejes del proyecto, para lo cual efectuamos mesas paralelas con los equipos de monitoreo y evaluación, contabilidad, logística, diversidad genérica y tecnológica, género, gestión del conocimiento, juventud y cambio climático”, acotó.

Sobre los desafíos venideros, planteó que “lo más inmediato es lograr institucionalizar cada Sistema de Innovación Agropecuario Local (SIAL), que ya ha demostrado sus posibilidades para aumentar la eficiencia del trabajo de los gobiernos y grupos municipales”.

A su juicio, “lo importante es seguir demostrando que esos grupos son útiles, que la gente se sienta representada y parte del cambio y los gobiernos vean cuán positivo es manejar y facilitar el SIAL”.

Ortiz informó igualmente que “se están diseñando varios proyectos, entre ellos la creación de una red PIAL, que permitirá avanzar hacia la institucionalización de los SIAL en 90 municipios de 12 provincias del país”.

Por otra parte, prevén “fortalecer el sistema local de producción de semillas con variedades certificadas de alta calidad y equipos certificadores que funcionen de forma participativa”, subrayó.

Editado por Estrella Gutiérrez

 


X
Hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible

Boletín semanal