Ambiente, Asia-Pacífico, Cambio climático, Destacados, Economía verde, Últimas Noticias

Bangladesh busca vuelos más eficientes y ecológicos

El avión 747-400 de Japan Airlines con destino a Tokio deja una estela al atardecer. Crédito: CC BY-SA 2.5

El avión 747-400 de Japan Airlines con destino a Tokio deja una estela al atardecer. Crédito: CC BY-SA 2.5

DACA, 5 may 2017 (IPS) - La tecnología podría limitar los perjuicios que la aviación le causa al clima, una de las fuentes de gases de efecto invernadero de mayor crecimiento. La mejora del actual sistema de navegación aérea reducirá el consumo de combustible y las emisiones de carbono, así como los costos, según una investigación de la Universidad North South, de Bangladesh.

Actualmente, la aviación en este país del sur de Asia, al igual que en muchos lugares del mundo, depende de sensores de navegación fijos y en tierra que guían a los aviones por rutas preestablecidas a través de puntos de paso. Estos puntos no suelen corresponder a las trayectorias directas entre los aeropuertos, por lo que los aviones tienen que tomar una vía indirecta, ineficiente, que consume más combustible.

"Aunque este es un pequeño radio en la gran rueda del cambio climático, sería grandioso si la gente en general puede conocer estas conclusiones para combatir eficazmente el cambio climático": Ahnaf Ahmed.

Ahora se ha desarrollado un sistema denominado Navegación Basada en la Performance (PBN, en inglés), que depende de las señales satelitales y de los sistemas computarizados a bordo, lo que permite establecer rutas flexibles y óptimas. Esto no solo reduce los costos, la duración del vuelo y las necesidades de infraestructura, sino que también contribuye a mitigar el cambio climático al reducir las emisiones de gases con efecto invernadero.

Muchos países se encuentran en diversas etapas de aplicación de la PBN. La versión de Estados Unidos se llama Sistema de Transporte Aéreo de Próxima Generación, o NextGen. Según Leighton Quon, del Centro de Investigación Ames de la NASA, la iniciativa permitirá rutas más eficientes, viajes más rápidos y menos retrasos. Este video en inglés explica cómo la Administración Federal de Aviación de Estados Unidos comenzó a utilizar la PBN.

Bangladesh redactó una hoja de ruta de aplicación de la PBN para acatar la resolución de 2007 de la Organización de Aviación Civil Internacional relativa al sistema. A.K.M. Rezaul Karim, funcionario de relaciones públicas de la Autoridad de Aviación Civil de Bangladesh (AACB), declaró que su oficina ha avanzado bastante en la implementación de una variante local del sistema, conocida como RNP.

AKM Faizul Haque, subdirector de Transporte Aéreo de la AACB, dijo que los procedimientos de aproximación de la RNP ya fueron introducidos para la pista 14 del aeropuerto de Dacca, pero los transportistas locales no los utilizan, mientras que la aerolínea Emirates, de Dubái, sí lo emplea para sus aterrizajes.

Emirates ayudó a AACB con el uso de su simulador de vuelo en Dubái, añadió.

“La aplicación de la RNP requiere esfuerzos significativos que consumen mucho tiempo, como la transformación de las coordenadas geográficas, el desarrollo de infraestructuras y la validación. El avance puede parecer poco hasta el momento, pero se está implementando gradualmente”, afirmó Haque.

Bangladesh busca vuelos más eficientes y ecológicos

El equipo de investigación de las emisiones generadas por la aviación en la Universidad North South, de Bangladesh. Crédito: Sohara Mehroze Shachi / IPS

Sin embargo, Imran Asif, director ejecutivo de US-Bangla – una de las principales aerolíneas de Bangladesh – expresó sus reservas sobre la capacidad de la AACB para implementar la PBN.

“Nuestros aeropuertos no tienen siquiera el equipo más básico y los controladores carecen de entrenamiento. El radar de vigilancia no se ha mejorado en 40 años”, sostuvo.

Asif indicó que las aerolíneas comerciales están dispuestas a adaptarse a la PBN, pero para eso hace falta un trabajo preliminar de base. “Primero se deben desarrollar infraestructura y recursos humanos y poner en marcha regulaciones, entonces los operadores como nosotros podremos insertar el plan de estudios en nuestro manual y entrenar a nuestra tripulación”, explicó.

Aunque la AACB desea poner en práctica la PBN, no ha realizado ni publicado ningún análisis sobre el sistema en el ámbito nacional. Por lo tanto, los operadores locales no saben exactamente cuál sería la ventaja de la iniciativa, ni si generará alguna mejora.

Ahnaf Ahmed, profesor de la Universidad North South, emplea la simulación y la optimización matemática para comparar los dos sistemas de navegación en condiciones idénticas y así encontrar sus diferencias en cuanto a la duración del vuelo, el consumo de combustible, las emisiones del motor, el costo, etc.

Sus estudios encontraron que para los aviones Dash 8-Q400 la RNP en promedio reduce cada vuelo en 2,8 minutos desde y hacia Dacca y tres ciudades más, lo que significa que el consumo de combustible se reduce en aproximadamente 55 litros por vuelo. En un año, esto equivale a un ahorro aproximado de 816.000 litros y a la reducción de emisiones de dióxido de carbono en 2,23 millones de litros.

Ahmed cree que sus conclusiones pueden ayudar a las autoridades y a las empresas a tomar decisiones después de saber exactamente en qué medida la RNP puede mejorar sus costos, el consumo de combustible y las emisiones de los motores. Haque, de la AACB, comparte esa opinión y afirma que el análisis cuantitativo y los datos de comparación serán muy valiosos.

La Universidad North South aprobó recientemente una beca de investigación para que Ahmed continúe su investigación en otras ciudades, además de la que ya ha realizado en Dacca, Chittagong, Sylhet y Cox’s Bazar.

“Aunque este es un pequeño radio en la gran rueda del cambio climático, será grandioso si la gente en general y las partes interesadas pueden conocer estas conclusiones para combatir eficazmente el cambio climático y ser conscientes de las soluciones”, comentó Ahmed.

Traducido por Álvaro Queiruga

 

 


X
Hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible

Boletín semanal