Mutilación genital femenina cuesta 1400 millones de dólares anuales
Derechos humanos, Destacados, Género, Mujer y salud, Mundo, Naciones Unidas, Últimas Noticias

Mutilación genital femenina cuesta 1400 millones de dólares anuales

La Organización Mundial de la Salud ha lanzado una "calculadora de costos" de la mutilación genital femenina, que sitúa en unos 1400 millones de dólares anuales lo que vale una práctica considerada por los activistas como una violación a los derechos humanos, que afectaría actualmente a unos 200 millones de niñas y mujeres en el mundo. Crédito: Travis Lupick / IPS

La Organización Mundial de la Salud ha lanzado una "calculadora de costos" de la mutilación genital femenina, que sitúa en unos 1400 millones de dólares anuales lo que vale una práctica considerada por los activistas como una violación a los derechos humanos, que afectaría actualmente a unos 200 millones de niñas y mujeres en el mundo. Crédito: Travis Lupick / IPS

NACIONES UNIDAS, 13 feb 2020 (IPS) - La práctica de la mutilación genital femenina acarrea costos mundiales por 1400 millones de dólares anuales en el conjunto de países donde mujeres y niñas siguen siendo víctimas de ella, según plantea la Organización Mundial de la Salud (OMS).

“Al calcular los costos de la mutilación genital femenina para las mujeres y la sociedad, nuestro estudio muestra que la inacción tiene un costo económico y que la inversión en prevención reducirá esos costos a largo plazo», aseguró a IPS la oficial de Información de la OMS, Elizabeth Noble.

La OMS lanzó este mes una “calculadora de costos” económicos de esta práctica que pese a su reducción por la lucha contra ella,  sigue mutilando cada año a gran cantidad de niñas y mujeres en el mundo.

La Agencia de las Naciones Unidas destaca que los costos económicos son masivos para las sociedades donde las mujeres son sometidas a la mutilación, considerada una violación de sus derechos humanos.

La herramienta interactiva se lanzó el 6 de febrero, al celebrarse el Día Internacional de Tolerancia Cero para la Mutilación Genital Femenina.

Actualmente, la carga económica de tratar las complicaciones de salud que surgen de las prácticas de mutilación genital femenina (MGF) en 27 países incluidos en el conjunto de datos de la OMS, promedia nada menos que 1400 millones de dólares anuales.

Teniendo en cuenta el crecimiento de la población, la cantidad puede aumentar en 50 por ciento en los próximos 30 años, dado que la prevalencia de la mutilación genital femenina se mantiene tal como está hoy, explicó Noble, quien trabaja en la Unidad de Derechos y Salud Sexual y Reproductiva de la OMS, que tiene su sede en Ginebra.

Sin embargo, reducir netamente esa práctica nociva para la salud sexual de las mujeres conduciría a una disminución de 60 del costo actual, aseguró.

La calculadora, dijo la oficial de comunicación de la OMS, «permite a los usuarios visualizar los costos del tratamiento de las complicaciones de salud de la MGF, por país, durante un período de 30 años, al tiempo que muestra los costos evitados al prevenir la MGF».

Un representante de la organización no gubernamental Plan International, con base en Gran Bretaña, aseguró a IPS que en la actualidad hay 200 millones de niñas y mujeres en el mundo que han sido sometidas a la mutilación genital.

«Se cree que al mutilar los órganos genitales de la niña, se controlará su sexualidad y se garantizará su virginidad antes del matrimonio. Esto tiene graves consecuencias para la salud y los derechos sexuales y reproductivos de las niñas», explicó Alex Munive, jefa de Género e Inclusión de los programas de esta organización mundial dedicada a defender los derechos de la infancia y de la igualdad de las niñas.

 

También detalló los efectos a corto y largo plazo para las víctimas de esta mutilación genital, como infecciones, hemorragias, traumas psicológicos e incluso la muerte. Además las niñas y mujeres padecen dolor crónico, problemas urinarios crónicos, complicaciones obstétricas, incluyendo fístulas, además de variados problemas sexuales.

Munive aseguró que aunque la práctica es menos común en proporción, sigue afectando a un número muy elevado de niñas y mujeres por el crecimiento de la población en los países donde se aplica.

Además, resaltó, no solo afecta a la salud de las niñas, sino también a su educación.

«La mutilación genital femenina se considera un rito de iniciación que prepara a las niñas para el matrimonio», recordó Munive, así que una vez que “una niña es mutilada, las casan rápidamente y eso las saca de la escuela”.

“Pasan a ser tratadas como mujeres adultas y pierden todos los derechos de sus hijos», subrayó la defensora de los derechos de género de las niñas.

La educación, recordó, es en sí misma un medio para crear conciencia sobre lo negativo de la mutilación genital, contribuir a erradicarla y rebajar los matrimonios infantiles.

«La educación es una herramienta poderosa para prevenir la mutilación genital femenina», dijo convencida. «Las niñas que se benefician de una educación de calidad tienen menos probabilidades de casarse cuando todavía son niñas», añadió.

Un problema a tener en cuenta al abordar la MGF es que a menudo se realiza como parte de las prácticas culturales de las comunidades. Eso obliga a los defensores de los derechos de las mujeres y las niñas a aproximarse a esas comunidades con cuidado, para abordar con éxito el problema.

Para esto, Noble, de la OMS, dijo que «las estrategias hacia la erradicación deben tener en cuenta las creencias sociales y culturales subyacentes sobre la práctica».

«Por lo tanto, es importante comprometerse con los líderes de opinión en las comunidades practicantes», aseguró. «La OMS también está trabajando con enfermeras y parteras y otros proveedores de atención médica para fortalecer su papel como líderes de opinión en el abandono de la práctica», explicó.

T: MF

 


X
Lo mejor de la semana

Boletín semanal