Acción urgente de la FAO atenúa inundaciones en Bangladesh
Alimentación y agricultura, Ambiente, Asia-Pacífico, Destacados, Emergencias Humanitarias, Naciones Unidas, Población, Últimas Noticias

Acción urgente de la FAO atenúa inundaciones en Bangladesh

Jamila Begum, con su esposo e hijos, cuida ganado de otras personas para ganarse la vida en la inundada Bangladesh. Las mujeres tienen un papel relevante en estas faenas, a las que se ha dirigido parte de la ayuda internacional. Foto: Fahad Abdullah/FAO

Jamila Begum, con su esposo e hijos, cuida ganado de otras personas para ganarse la vida en la inundada Bangladesh. Las mujeres tienen un papel relevante en estas faenas, a las que se ha dirigido parte de la ayuda internacional. Foto: Fahad Abdullah/FAO

ROMA, 10 ago 2020 (IPS) - El desembolso más rápido en la historia de los fondos de emergencia de la ONU permitió a la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) acudir en auxilio de campesinos en la inundada Bangladesh.

Apenas cuatro horas después de recibir la solicitud, el Fondo Central de la ONU para la Acción en Casos de Emergencia facilitó 5,2 millones de dólares al programa de intervención de la FAO, para ayudar a pequeños ganaderos y cultivadores de Bangladesh a salvar rebaños y otros bienes.

Casi la mitad de ese superpoblado país del sur de Asia -169 millones de habitantes en 148 460 kilómetros cuadrados- quedó bajo las aguas en julio tras las peores lluvias e inundaciones en 10 años.

“Dondequiera que mires, hay agua. Ves a la gente vadeando las aguas, sumergida hasta las rodillas, en busca de refugio, llevando en sus brazos animales pequeños para encontrarles un lugar donde alimentarse, pero a menudo no lo hay”, describió el panorama Robert Simpson, jefe de la oficina de la FAO en Bangladesh.

El Centro Nacional de Coordinación de Respuesta a los Desastres en Bangladesh dio cuenta, hasta el 4 de agosto, de un millón de familias, con 5,5 millones de personas, afectadas por las inundaciones en áreas rurales y urbanas.

También se reportaron 145 muertes, en 33 de los 64 distritos del país.

La FAO, con organizaciones aliadas en Bangladesh, activó su programa Alerta y Acción Temprana, tratando de anticiparse a los embates más fuertes de las inundaciones, y entregó diversos recursos a decenas de miles de personas.

La acción se centró en 19 000 pequeños campesinos, que con sus familias suman unas 94 000 personas, en las llanuras aluviales de Jamuna, en el noroeste, con piensos y lugares de almacenamiento resistentes al agua para sus semillas, granos y aperos.

Las bolsas de piensos ayudan a mantener el ganado fuerte, sano y productivo durante las inundaciones y durante la actual pandemia covid-19, y a cada familia auxiliada se le proporcionó un bidón grande de plástico, que puede flotar, y cuerdas para sujetar sus casas y los bienes que pudieran evacuar por las vías inundadas.

Como muchas familias dependen de su ganado y de la agricultura en pequeña escala para obtener ingresos y alimentarse, deben poder proteger esos pocos activos para salir adelante y recuperarse, recordó un reporte de la FAO sobre Bangladesh.

“La tarea de criar ganado menor recae predominantemente en las mujeres. Cuando llegan los monzones (fuertes vientos con lluvias), muchas de ellas traen sus animales a refugios comunitarios para el ganado en zonas seguras”, destacó Simpson.

La actuación rápida y temprana también permite que las familias no tengan que contraer deudas, reducir la cantidad de alimentos que consumen o dejar de enviar los niños a las escuelas, al proteger los bienes de los campesinos.

La jefa del equipo de acción anticipada de la FAO, Dunja Dujanovic, destacó que “la actuación en Bangladesh es un gran ejemplo de cómo el análisis de datos y la planificación anticipada permiten a los asociados humanitarios intervenir cuando aún pueden protegerse los medios de subsistencia”.

La FAO, según la funcionaria “se ha comprometido a hacer lo mismo por las familias de agricultores como parte de intervenciones de anticipación que estamos preparando con nuestros asociados en otras partes del mundo”.

Hay proyectos de intervenciones de este tipo para otros 10 países, el primero de los cuales sería Somalia, con un plan de 15 millones de dólares para ayudar a proteger a la población de la triple amenaza de las inundaciones, la covid y la plaga langosta del desierto.

A-E/HM

 

 


X
Lo mejor de la semana

Boletín semanal