Asia tendrá el menor crecimiento en seis décadas
Asia-Pacífico, Banca multilateral, Comercio e inversiones, Crisis financiera, Destacados, Economía y comercio, Últimas Noticias

Asia tendrá el menor crecimiento en seis décadas

La caída en la demanda de manufacturas asiáticas, como los textiles que comercializan grandes firmas de ropa en los países de Occidente, es una de las causas que contraen la economía en gran parte de Asia. La región apuesta por recuperar un crecimiento alto en 2021, si se superan los brotes de la covid-19. Foto: ONU Mujeres

La caída en la demanda de manufacturas asiáticas, como los textiles que comercializan grandes firmas de ropa en los países de Occidente, es una de las causas que contraen la economía en gran parte de Asia. La región apuesta por recuperar un crecimiento alto en 2021, si se superan los brotes de la covid-19. Foto: ONU Mujeres

MANILA, 18 jun 2020 (IPS) - La economía de Asia apenas crecerá este año 0,1 por ciento, la cifra más baja desde 1961, aunque se recuperará sobre seis por ciento en 2021, estimó el Banco Asiático de Desarrollo (BAD) en un informe divulgado este jueves 18 para corregir previsiones que hizo en abril.

La región “continuará sintiendo el golpe de la pandemia covid-19 este año, incluso cuando los bloqueos se alivien lentamente y las actividades económicas selectas se reinicien en un escenario nuevo-normal”, dijo el economista jefe del BAD, Yasuyuki Sawada.

Antes de la pandemia, en septiembre de 2019, el BAD pronosticó un crecimiento regional promedio de 5,5 por ciento para 2020, pero el avance del nuevo coronavirus y el cierre de actividades para contenerlo redujeron ese cálculo en abril a solo 2,2 por ciento, lo que a mediados de junio ya luce inalcanzable.

Fuera de las economías recientemente industrializadas (China, Corea del Sur, Hong Kong, Singapur y Taiwán) el crecimiento regional puede ser de 0,4 por ciento este año. Los estudios del BAD excluyen a Corea del Norte, Japón y países asiáticos del Medio Oriente.

Para 2021 se vislumbra un crecimiento, de 6,2 por ciento en la región y 6,6 por ciento fuera de los neoindustrializados, pero “se debe principalmente a los números débiles de este año, y no será una recuperación pronunciada, en forma de  V”, consideró Sawada.

Para esa recuperación, “los gobiernos deben tomar medidas para reducir el impacto negativo de la covid-19 y garantizar que no se produzcan nuevas oleadas de brotes”, agregó el experto.

El crecimiento regional se debe al previsto de Asia oriental y en particular de China, de 1,8 por ciento en 2020 y de 7,4 por ciento para 2021.

Pero los números son más débiles para las otras subregiones: Asia central decrecerá, -0,5 por ciento en 2020 aunque se recuperará en 4,2 por ciento el año próximo, y el producto bruto de Asia del sur perderá tres puntos porcentuales este año antes de recuperarse en 4,9 por ciento el venidero.

El sureste asiático disminuirá 2,7 por ciento en 2020 y se recuperará hasta 5,2 por ciento en 2021, y la subregión de los pequeños estados insulares del Pacífico decrecerá 4,3 por ciento antes de subir 1,6 por ciento en 2021.

Asia central se ve afectada principalmente por las interrupciones del comercio y la caída de los precios del petróleo, que son las actividades más productivas en la subregión.

Los estados insulares del Pacífico sufren principalmente por la caída del turismo, y la recuperación de esa actividad está fuertemente ligada a os avances contra la pandemia.

Todos los países aparecen golpeados este año por los cierres de fronteras, la cancelación de viajes y de pedidos en las naciones industrializadas de Europa y América del Norte que comercializan manufacturas de sus subsidiarias en Asia, y por una disminución en las remesas de sus millones de migrantes.

En el plano interno, se resienten de la merma en la demanda de bienes no duraderos, la parálisis de la industria de la construcción y en general de una contracción de inversiones a la espera de progresos en la lucha contra la pandemia. Decenas de millones de trabajadores han quedado sin empleo.

La inflación en la región seguirá siendo benigna, de 2,9 por ciento en 2020 y 2,4 por ciento en 2021, favorecida por la contracción de la demanda y los precios más bajos de los combustibles.

Solo Pakistán, Tajikistán y Usbekistán podrían tener tasas de inflación de dos dígitos este año y se prevé que mejorarán ese indicador en 2021, concluyó el BAD.

A-E/HM

 


X
Lo mejor de la semana

Boletín semanal