ONU lanza campaña de ayuda y pide cambios en Líbano
Ayuda al desarrollo, Democracia y Política, Destacados, Emergencias Humanitarias, Geopolítica, Medio Oriente y Norte de África, Naciones Unidas, Últimas Noticias

ONU lanza campaña de ayuda y pide cambios en Líbano

Trabajadores examinan daños que dejó la explosión el 4 de agosto en el puerto de Beirut y que causó la muerte de al menos 160 personas, miles de heridos y grandes pérdidas materiales. La ONU pide ayuda para atender la emergencia e iniciar la reconstrucción. Foto: UNOCHA

Trabajadores examinan daños que dejó la explosión el 4 de agosto en el puerto de Beirut y que causó la muerte de al menos 160 personas, miles de heridos y grandes pérdidas materiales. La ONU pide ayuda para atender la emergencia e iniciar la reconstrucción. Foto: UNOCHA

NACIONES UNIDAS, 10 ago 2020 (IPS) - La Organización de las Naciones Unidas lanzó una campaña de suministro de ayuda médica y humanitaria al Líbano, al tiempo que su secretario general, António Guterres, pidió oír las voces de quienes reclaman explicaciones por la violenta explosión en su capital, Beirut, el 4 de agosto.

La explosión “vino en un momento de por sí difícil para Líbano, que ya encaraba adversidades económicas y el impacto del coronavirus. Aun así, el pueblo libanés ha mantenido su generosidad acogiendo a los refugiados palestinos y sirios”, expresó Guterres.

La ONU celebró este lunes 10 un evento virtual para informar sobre la situación humanitaria de Líbano tras la explosión que causó al menos 160 muertes, un número indeterminado de desaparecidos y 6000 heridos, además de destruir el principal puerto del país, numerosas viviendas y otra infraestructura.

“La explosión vino en un momento de por sí difícil para Líbano, que ya encaraba adversidades económicas y el impacto del coronavirus. Aun así, el pueblo libanés ha mantenido su generosidad acogiendo a los refugiados palestinos y sirios”: António Guterres.

Este lunes también se produjo la renuncia en pleno del gobierno encabezado por el primer ministro Hassan Diab, luego de varios días de masivas protestas populares que dejaron al menos un policía muerto y 250 manifestantes heridos.

El titular de la ONU dijo que la comunidad internacional debe mostrar su solidaridad con Líbano, agradeció a los países que se apresuraron a aportar apoyo financiero y material tras el desastre, y urgió a todos a “actuar con rapidez y generosidad”.

El domingo 9 una reunión virtual de representantes de 26 gobiernos donantes y la Unión Europea juntó 297 millones de dólares para ayuda inmediata a Líbano.

Con respecto a las protestas registradas en los últimos días en la capital libanesa, Guterres señaló que “en medio de la tristeza y la frustración prolongada, es palpable el enojo del pueblo de Líbano. Sus voces deben ser oídas”, expresó.

Instó a iniciar una investigación “creíble y transparente, que determine la causa de la explosión y conduzca a la rendición de cuentas que claman los libaneses”.

“También es importante que se implementen reformas para abordar las necesidades a largo plazo del pueblo libanés”, apuntó el secretario general, y aseveró que “Líbano no está solo y contará con el respaldo de la ONU en lo inmediato y a lo largo de su recuperación”.

Najat Rochdi, coordinadora residente  de la ONU en Líbano, enfatizó que “debemos apoyar al pueblo de Líbano. Esa gente que ha acogido a los refugiados palestinos y sirios durante años con los brazos y el corazón abiertos, merece nuestro respaldo”.

También la alta comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, destacó que “con grandes extensiones de la ciudad no aptas para vivir, el puerto principal del país casi destruido y el sistema de salud de rodillas, la situación es terrible.

Para Bachelet “los llamamientos de las víctimas a la rendición de cuentas deben ser escuchados, incluso con una investigación imparcial, independiente, exhaustiva y transparente sobre la explosión. Y la necesidad de proteger los derechos de los más pobres y vulnerables será más importante que nunca”.

El coordinador de asuntos humanitarios de la ONU, Mark Lowcock, estimó que la respuesta en auxilio a Líbano “ha sido extensa y veloz”, pero “habrá que responder a la crisis socioeconómica que ya había antes de la explosión y que se había exacerbado con la pandemia de covid-19”.

“Las explosiones tendrán repercusiones mucho más amplias de las que tenemos ahora frente a nosotros. Las instituciones financieras y la comunidad internacional deben unirse y empujar, porque la recuperación y reconstrucción requerirán miles de millones de dólares de los sectores público y privado”, dijo Lowcock.

A-E/HM

 

 


X
Lo mejor de la semana

Boletín semanal